¿Sabías que más de un 75 %  de las personas con parálisis cerebral atendidas por Aspace Huesca presenta disfagia, o lo que es lo mismo, problemas para tragar cualquier sustancia líquida o solida, por lo que es preciso adaptar las texturas a sus necesidades? En caso de no hacerlo, hay riesgo de  atragantamiento agudo con el riesgo vital que supone o el paso de parte del alimento a las vías respiratorias con la consiguiente aparición de neumonías.

Comida texturizada

Para solucionar este problema, desde La Cocina llevamos tiempo colaborando con Aspace en la búsqueda de soluciones, ocupándonos de la cocina del centro de Aspace Huesca e investigando en alimentación texturizada. Gracias a esta colaboración, los usuarios de este centro pueden comer un primer y segundo plato y postre con recetas más apetecibles tanto por la presentación como por su sabor. Hay que tener en cuenta que toda la comida triturada sabe de forma parecida, y gracias a la texturización conseguimos que los alimentos conserven el sabor original. Tal y como explicó Alberto Fernández durante la firma del convenio, hay que trabajar mucho para que el tomate sea a tomate, y el pescado, a pescado.

José Fernández y Aspace Huesca firman un convenio

Texturización de alimentos Aspace

Ahora, La Cocina de José Fernández y Aspace Huesca han firmado un convenio para seguir investigando y mejorar los procedimientos del programa de alimentación texturizada . Durante la firma, Alberto Fernández, de La Cocina, y Luis Martínez, de Aspace Huesca, se comprometieron a participar en foros donde de forma conjunta se difundirán conocimientos, compartirán experiencias e impartirán acciones formativas.

El programa de texturizados se ha incluido en el sello Huesca más inclusiva y en proyectos europeos como el Poctefa, además de extenderse a otros centros ajenos a la discapacidad intelectual  en los que también hay problema relacionados con la disfagia, como por ejemplo las residencias de la tercera edad.

Leave a Reply

Your email address will not be published.