Hace nada estábamos preparando la temporada de bodas de verano, disfrutando de las fiestas de San Lorenzo con los menús especiales de Saborea la Vida, y ahora fijamos ya la mirada en el final del verano y en la próxima llegada del otoño, en esa fantástica estación en la que los bosques se tiñen de marrones y amarillos, los vinos comienzan a elaborarse, y las trufas inundan nuestras cocinas. Hoy, vamos a centrarnos en tres tendencias gastronómicas que se están imponiendo con fuerza con el final del verano:

Arriba el vermut!

martini-548031_640

Salvo honrosas excepciones, parecía que el vermut había sido abandonado y estaba en desuso frente al auge de otras bebidas para tomar a la hora del aperitivo. Por suerte, el vermut está volviendo con fuerza para tomarlo solo o mezclado con otras bebidas, recuperando su sitio en barras y en las casas para tomar un vasito a medio día con la anchoa y la oliva. Y por cierto, si el vermut es casero y elaborado en cualquiera de nuestros pueblos, ¡mejor que mejor!

La trufa reina con fuerza

truffle-203031_640

Es una de las cosas buenas del final del verano, que comienza la temporada de la trufa. Ese delicioso fruto que se esconde bajo la tierra, aporta un toque de sabor increíble a cualquier plato al que se le ponga. Desde una pizza o una pasta, a carnes rellenas de trufa, arroces, o simplemente rallada sobre algo tan sencillo como un huevo frito. Por suerte, en España, primer productor del mundo de trufa negra, este fruto comienza a ocupar su sitio al igual que sucede en cocinas como la francesa.

La brasa también está de vuelta

fire-684434_640

Sí, la cocina de diseño y la experimentación con nuevos sabores están muy bien, pero la vuelta a los sabores de siempre también es tendencia. De hecho, no nos digáis que el ternasco de Aragón o las longanizas a la brasa no están de primera. Y sobre todo ahora, que el calor está dando sus últimos coletazos, y las bajas temperaturas anuncian su próxima llegada, los alimentos a la brasa, ya sean carnes, verduras, o cualquier otro tipo de alimento, saben mejor, con esa textura tan especial que le proporciona el fuego y con ese gusto a los sarmientos que alimentan la llama.

Fotografía de portada: Doble Studio

Sobre El Autor

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.